EE. UU 1-877-407-5847 | México 01-800-288-2243 | Internacional 1-812-671-9757
  • Nuestro autor destacado es…

    Quince Duncan

    “Soy un activista de los derechos humanos que lucha por un mundo sin racismo”

    (San José, 1940) es un reconocido escritor costarricense y activista de los derechos humanos de los pueblos afrodescendientes. Nuestro autor, que ha publicado nueve libros con Palibrio, escribe desde los catorce años y sus trabajos incluyen novelas, historias cortas y ensayos así como críticas culturales y literarias.

    Su talento narrativo lo ha colocado en lo más alto de la literatura costarricense, a través de la cual ha revelado el dolor, la belleza y la cultura del pueblo limonense en Costa Rica. Ha realizado además importantes investigaciones sobre la cultura de los pueblos afrodescencientes y el racismo; y su lucha en pro de los derechos humanos ha sido reconocida internacionalmente.

    Durante muchos años fue Profesor de la Universidad Nacional y Presidente de la Asociación de Autores de Obras Literarias, Artísticas y Científicas de Costa Rica, entre otros cargos y varias de sus obras han sido distinguidas con diferentes premios nacionales. Su obra literaria es objeto de estudio en universidades de todo el mundo y la Universidad de St. Olaf en Northfield, Minnesota, le otorgó en el año 2001 el Doctorado Honoris Causa por su labor académica, literaria y su lucha por los derechos humanos. “Soy en realidad un activista de los derechos humanos, de los derechos étnicos, que lucha por un mundo sin racismo. Esto es lo que transmito en la totalidad de mi lucha, en ponencias, en actividades, en mis escritos”, resume el escritor.

    Ha publicado más de 30 libros. ¿Tienen algún elemento común, podría escoger uno?

    Mi libro favorito es siempre el que estoy planeando o escribiendo. La mayor parte de mis escritos tienen que ver con la comunidad afrodescendiente. Esta línea va tanto en ensayos históricos o sobre diferentes temas afines como en ficción.

    En su obra, “El pueblo afrodescendiente” inicia un estudio que después aplicará a la ficción en el resto de sus obras. ¿Qué le llevó a esta investigación?

    En realidad es el producto de muchos años de investigación y reflexión. Resume mis conclusiones, luego de 50 años de trabajar el tema.

    Niega la tesis del síndrome de estrés post-esclavitud y la sustituye por lo que llama “racismo residual”. ¿Cuál es el papel actual de los afrodescendientes en Latinoamérica?

    La tesis del síndrome de estrés post-esclavitud se orienta a definir como locos a toda la población afrodescendiente. Es decir, lo que propone es explicar nuestros problemas desde un punto de vista psiquiátrico. Amén de no explicar cómo se puede transmitir el trauma que llevó mi tátara-tatarabuelo cuando lo ahocaron hace 200 años, deja de lado que el racismo sigue vigente como parte de nuestra cultura y es el responsable de los problemas de discriminación. Sostengo que en América Latina como en el resto del Continente, el problema es el social darwinismo que sigue vigente: eurofilia, es decir, una aceptación acrítica de la cultura occidental; etnofobia, un rechazo y desprecio por la cultura propia y endofobia, vale decir, el rechazo de lo propio. Esto nos lleva a considerar superior a todo lo eurocéntrico y a despreciar la cultura local. Y nos ha hecho asumir posturas racistas creadas fuera de nuestro contexto e impuesto en nuestro medio.

    ¿Qué novedades aporta su obra a los estudios que hemos leído hasta el momento sobre el tema?

    Presenta una visión teórica del racismo contemporáneo y sus orígenes, desde adentro, es decir, desde el punto de vista de las víctimas.

    “La audacia final de la inmigrante” fue tu primera novela con nosotros. ¿Cómo nació su idea?

    Es difícil responder a esta pregunta. En el caso de la ficción la inspiración sencillamente viene. Supongo que observando la realidad.

    ¿Tiene algún componente autobiográfico o es totalmente imaginaria?

    Es una toma de la realidad, al cual se incorporan elementos ficcionales para que sea más digerible para el lector.

    En esta, repasas la historia norteamericana desde un punto de vista racial y con tres mujeres protagonistas. ¿Por qué escogió a tres mujeres como voces de su mensaje?

    Es una característica de mis obras, el protagonismo de mujeres. Precisamente es el tema de libro The Eve/Hagar Paradigm in the. Fiction of Quince Duncan, publicado por la estudiosa Dellita Martin-Ogunsola.

    En “Dos novelas” recopila dos de sus primeros escritos dentro de lo que denomina “novelas del Samanfo”. ¿Qué es el Samanfo?

    El samamfo es la herencia, la cultura ancestral heredada del África profunda, cultivada y recreada en las comunidades afrodescendientes.

    En “A Message from Rosa” convierte en ficción literaria la lucha por la libertad de las comunidades afro-colombianas. ¿Por qué escogió el inglés para esta obra?

    En realidad esta es la segunda edición. La primera fue bilingüe. No obstante, fue escrito primero en inglés, en honor a mis ancestros que llegaron a este país procedente de Jamaica.

    ¿Con qué finalidad la escribió?

    Crear consciencia de que hubo (y hay) una lucha universal, continuada, desde el secuestro de los primeros africanos para la trata hasta el día de hoy. Precisamente, esa lucha, junto con nuestra herencia cultural (samamfo) nuestro origen común y nuestra experiencia con la esclavización y el racismo, forman el meollo de nuestra formación como pueblo.

    ¿Qué mensaje le gustaría transmitir a sus lectores con su obra literaria?

    Mis obras son construcciones que requieren de la participación del lector. Es decir, solo tienen sentido en la medida en que el receptor se apropie de ellas y las reconstruya y disfrute.

    Una trayectoria de más de 50 años como activista y escritor. ¿Cuál ha sido su meta?

    Profundizar en el conocimiento de la historia del grupo, desde una postura crítica pero balanceada, con sus logros, aportes, valores, todo centrado en la potenciación de la autoestima. Ese conocimiento, si bien requiere estudiarse en sus particularidades, deben situarse siempre en el contexto global, para evitar la segmentación en guetos históricos infranqueables. La nación es un todo articulado. Los ciudadanos de todos los grupos tienen derecho a verse reflejados en la historia nacional, y los ciudadanos de todos los grupos tienen derecho a derivar para sí los beneficios de la visión multicultural. Este esfuerzo de comunicación intra y transgrupal facilita la competencia intercultural, potencia las destrezas sociales, promueve la inclusión, la visibilización, la equidad de género, estimula la participación y la integración regional y posibilita una cultura de paz.

    ¿Cómo ha sido su experiencia de publicación con Palibrio?

    Muy buena, destaco la calidad de las publicaciones y el cumplimiento de los plazos. Siempre recomendaría publicar con Palibrio.